Berni, el encubridor

Sergio Berni, actual ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, en el canal A24, anunció que larga su candidatura en el PJ Nacional, justo después de confirmarse que era de Facundo el cuerpo encontrado.

Por: Revista Sudestada

Ahí está el ministro Sergio Berni (a partir de ahora, El Encubridor) en el paisaje que más le agrada: un pantalla de TV. En el programa de Jonatan Viale, El Encubridor, a pura sonrisa, anuncia que va a ser candidato en la interna del PJ Nacional. Esta tarde, justo cuando se confirmaba que era Facundo Castro el cuerpo encontrado en Villarino, justo en ese preciso momento, al Encubridor le pareció oportuno lanzar su candidatura a la Presidencia del PJ.Un par de horas antes El Encubridor subía a su Twitter un video de campaña, otro más.

Ahora mencionaba con la prepotencia habitual su “compromiso” con “el derecho a la vida” en el caso de las tomas de tierra. De la vida de Facundo, nada. Ni noticias.El Encubridor no hizo nada para acercarse a la verdad, nunca. El Encubridor nada dijo de las amenazas ni de los aprietes de la Bonaerense contra los testigos ni contra los abogados, aún después de haber sido separada de la investigación por la Justicia. El Encubridor llamó a la mamá de Facundo a 65 días de su desaparición y le dijo: “Su hijo está vivo y lo vamos a encontrar”.

El Encubridor nunca dijo de dónde sacó la información para tan temeraria promesa. El Encubridor se fue de Villarino un día después con la certeza de lo que había pasado realmente con Facundo (porque habló con todos los policías acusados) y empezó la trama. Su trama. El Encubridor es la llave para entender tanta mentira. El Encubridor empezó a agitar la hipótesis del “accidente” y hasta del “suicidio”, arrancó a mentir en vivo y en directo en todos los canales, a dar por válidas las pistas falsas y el Testigo H sembrado por la policía.

El Encubridor seguía en campaña electoral mientras defendía a los policías de Origone y cuestionaba a los abogados de la familia de Facundo; hasta amenazó con llevarlos hasta la Justicia. El Encubridor trabaja en coordinación con periodistas-cloaca como Pablo Duggan y Germán Sasso. El Encubridor dijo que él “perdonaba” a Cristina porque ella lo señaló desde siempre como clave para el encubrimiento. El Encubridor avisó que el único que le puede pedir la renuncia es el gobernador Kicillof pero que él no piensa renunciar, de ningún modo.

El Encubridor sigue opinando sobre la causa Facundo, pese a que Kicillof le prometió a la mamá de Facundo que le iba a pedir que no hablara más del tema. Si El Encubridor sigue en su cargo, es porque quienes lo mantienen allí son cómplices de la trama. Cada día que pase con El Encubridor en ese cargo, confirma que la trama de mentiras no se detiene. Y ahora redobla la apuesta y va por la Presidencia del PJ a nivel nacional. Hablemos de impunidad.

Compartí en tus redes favoritas

Leer Anterior

Una piña para el genocida Astiz

Leer Próxima

El Dipy ¿del barrio?