Basta de matar a nuestrxs pibxs

Por Tomás Jimenez
Fotos Tomás Jimenez y Sudestada

En un marco de conmoción popular por el reciente asesinato de Lucas González por parte de la Policía de la Ciudad, tuvo lugar la ya conocida Marcha de la Gorra, en reclamo por los reiterados casos de Gatillo Fácil donde nos arrebatan a nuestrxs jóvenes.
Como ya sabemos, detrás de los casos de violencia y el abuso policial, existe una estigmatización de clase por parte del Estado, en el cual se criminalizan apariencias y territorios específicos como son los barrios. Este trasfondo deja entrever la ideología sobre la cual el sistema propone su orden social mediante el uso del aparato represivo, el cual persigue, hostiga e incluso asesina a pibxs humildes, morochxs, portadorxs de cara o que simplemente usan un conjunto deportivo, unas zapatillas con resortes y una gorrita. Es por eso que hace unos años, organizaciones y agrupaciones comenzaron a movilizarse y poner su voz en alto para decirle a la policía “Mi ropa no es delito. Mi gorra no mata, pero la tuya sí”.
El día martes se llevó a cabo la quinta Marcha de la Gorra, en la que centenares de personas marcharon hasta Congreso bajo el lema ‘Violencia institucional nunca más’. Se realizó allí una radio abierta, en la que hablaron familiares víctimas del Gatillo Fácil y referentes de agrupaciones originarias quienes estaban acampando frente al Congreso de la Nación por el reciente asesinato de Elias Garay, el Mapuche fusilado por la policía de Río Negro en el Lof Quemquemtrew.
No queremos ningún Lucas más. Basta de matar a nuestrxs pibxs. Basta de crímenes de Estado. Basta de asesinatos raciales. Ya dijimos nunca más, ¿hasta cuánto más?

Compartí en tus redes favoritas

Leer anterior

Volver a La Paz

Leer siguiente

Meli Cueto: “escribir me salva”