El baile de los chetos

Sobre los vecinos de Recoleta que arman un boliche en medio de la caurentena y en plena calle.

Hacen lo que quieren. En la ciudad con más contagiados del país y en el pico de la pandemia desde sus inicios. Pero ellos hacen lo que quieren, porque son así. Nada es más importante que sus prioridades. Entonces salen, en Recoleta, en Talcahuano y Arenales, desde hace varios fines de semana, con el piola del DJ Patricio Zambrano, que pone su música a todo volumen, a bailar.
¿Se acercó algún policía a disuadir a los bailarines callejeros? ¿Se observó algún oficial intimidando a los vivos de Recoleta con sus armas largas, cómo sí se hizo en Villa Azul, por ejemplo? ¿Será que la cuarentena es una cuestión de clases, y a los pibes bien de Recoleta no se los molesta? ¿Tendrán la vacuna ellos, estarán inmunizados los chetos? ¿Por qué los privilegios son para ellos y en los barrios la policía te para hasta cuándo vas a hacer los mandados?
El baile de los chetos, o mejor dicho, los privilegios de pertenecer.

Compartí en tus redes favoritas

Leer anterior

Relatos de una cuarentena sin techo

Leer siguiente

A Lohana Berkins