Semilla: “mi mundo se crea a partir del caos”

Daniel Fernando Bucciarelli, más conocido como el “Semilla”, nació en 1959 en Villa María, Córdoba. Desde 1982 hasta su disolución, fue el bajista de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota. A partir del 2001 se dedicó más de lleno a su otro oficio: artista plástico. Actualmente, además del dibujo y la pintura, integra la banda “Kermesse Redonda”, donde comparte escenario con su antiguo compañero y amigo Sergio Dawi, saxofonista. Con Sudestada charlamos con él sobre su actividad artística.

Por Natalia Bericat / Foto de portada Nicolás Bravo

Te conocemos como bajista de Los Redondos, pero muy pocos saben cómo nació Semilla, el que pinta y dibuja. ¿Nos querés contar un poquito como nace esto en vos?

 La música y el dibujo se desarrollaron juntas en la adolescencia con un amigo Bile Banzas, hijo de una gran pintora de acuarela LOLA FREXAS. Nos juntábamos en su casa y usábamos las pinturas de su madre y los instrumentos de su hermano mayor SURI BANZAS que tenía su banda de rock and roll. Todo esto pasó en el barrio de Floresta ,barrio con mucha música. Con Bile, dibujamos todo el día, hacíamos historietas que vendíamos en la esquina de la casa. Mi mamá también dibujaba de más joven, así que de ahí que ya vengo con tinta en la sangre.


En tu página web, donde aparece en mayúscula la palabra ARTISTA (como una especie de advertencia) hay una invitación a entrar en un portal ¿Cómo se construyen esos universos que habitan en tus dibujos y pinturas?

 Es solo un título que  invita a entrar, a ver. Mi mundo se crea a partir del Caos que produzco para encontrar las imágenes que voy conectando con otras imágenes. Van apareciendo dentro de ese gran quilombo. Voy eligiendo cuales me gustan más. Es un momento tenso porque tengo que elegir y dejar de lado otras tantas. Ese Caos me muestra una infinita cantidad de imágenes.

Dibujo de su galería en www.semillabucciarelli.com.ar


Hay algo de lo minúsculo que se superpone en el lienzo, una especie de collage que va tejiendo fragmentos ¿Cómo vas armando ese estilo? La palabra aparece superpuesta con la imagen en tus trabajos. Hay un juego donde las letras se invierten, donde el sentido crea nuevos significados. ¿Cómo lo pensás cuando armas el montaje?

Mi trabajo no son imágenes fijas. Hay una dinámica ,movimiento que voy conectando con otras imágenes. Me gusta que vean mi trabajo como un libro y que vayan siguiendo un hilo conductor creado por el que lo ve. Me gusta utilizar las palabras o letras como textura para equilibrar las imágenes que voy trabajando. Los montajes solo los hago cuando hago collages, lo demás lo pinto o dibujo directamente. No hago  bocetos nunca.

Trabajás de manera muy marcada los contraste de colores ¿Cómo pasas del blanco y negro a los colores tan variados y fuertes?

 La verdad que no lo pienso. No tengo estudios de pintura. Utilizo los colores puros, no mezclo fuera de la obra. Creo que soy una antena y las propuestas vienen a mí. No las pienso para nada. Soy una herramienta y mi espíritu o mi alma, llamala como quieras me va guiando.

Es muy hermoso el laburo que hacés con los objetos, los materiales desechables y la intervención en instrumentos por ejemplo. ¿Qué te gusta de esa parte de tu arte?

Me encanta trabajar con la basura, no puedo dejar de encontrar algo más en ella. Siento que me estoy preparando para el gran Caos que va a suceder, donde voy a trabajar con lo que encuentre tirado por ahí. Me gusta pintar objetos darle una personalidad a los instrumentos, por ejemplo he pintado muchos los míos y de mis amigos.

Pintura a color de Semilla Bucciarelli

¿Existe un diálogo entre Semilla bajista y Semilla artista plástico? ¿Cómo vivís esos espacios tan diversos del escenario y tu lugar para pintar?

Pude unir mis dos pasiones experimentando con la tecnología. En todas mis muestras invito músicos amigos o no y trabajo dibujando y pintando en tiempo real desde una tableta conectada a una compu y luego a un proyector. Es lo que hacemos con SEMIDAWI, con Sergio Dawi. Así que en esos show el espacio se convierten en mi taller.

Compartí en tus redes favoritas

Leer anterior

María Luisa Bemberg : cine y feminismo

Leer siguiente

“Trato de que la ilustración no sea solo mi voz, sino prestar el espacio”